IMÁGENES PAGANAS QUE DESNUDARAN EN SUEÑOS

0
2910

“Cuando la imagen surge de las aguas del revelador y la luz se fija en sombras para siempre, hay un instante único que se desprende del tiempo y se convierte en SIEMPRE. Las fotos sobreviven a sus protagonistas y a su autor” (Galeano)

Era una tarde en donde el sol se filtró por la ventana e iluminó el espacio llenándolo de energía. Eran 4 y no daba para más, porque la charla era de a 4. Una sonrisa pintada a fuego en sus rostros señal de haber obtenido el objetivo. Y el relax avisando de una misión tal vez cumplida con actitud y buena voluntad.

El del mate oportuno, como buen tipo de pueblo, cómplice de sus compañeros, en el impás de haber estado saboreando esa bebida tan nuestra y tan particular, donde la ronda pudo haber comenzado por su capitán, y ahora poseedor del mismo se hace partícipe del comentario. El primero a la derecha haciendo gala de sus tatuajes, con un gesto algo nostálgico quizás adivinando su futuro cercano lejos de la familia, ambos del fondo con una alegría impresa casi adolescente que contagia al observar.

Era seguramente el regreso, sin dudar un regreso con gloria. Nadie pudo imaginar el desenlace un tiempo después, semejante a una herida marcada por la indiferencia y la negación. Un desprecio que potenció los sufrimientos del hincha. El club se convirtió en un lugar de poder convertido casi en una empresa donde no faltaron las falsas promesas, un presente impregnado de violencia psicológica, un vaivén deportivo, un caminar por la cornisa sin saber que hay debajo.

Y con este presupuesto…como cuesta conciliar el sueño y dejar de pensar que más está por venir. En el futbol dos mas dos no siempre es cuatro, aunque creo que en este caso será cuatro para siempre, cuatro fantásticos, cuatro leprosos, y simplemente cuatro sonrisas grabadas en nuestros corazones en un instante de felicidad. Gracias y perdón muchachos, el tiempo seguramente pondrá las cosas en su lugar. Al menos eso espero.

MARIA ESTHER MIERNAU