Rodrigo Salinas y Yonathan Cabral protagonizaron una de las imágenes del fin de semana al terminar expulsados en el partido entre Newell’s y Atlético Tucumán por tomarse a golpes de puños en el cierre del encuentro desarrollado el sábado en el estadio Monumental José Fierro por la fecha 16 de Superliga.

El delantero de Newell’s habló en TyC Sports y aseguró estar “más tranquilo pero dolido por la situación”, y explicó: “No el lindo verse en este tipo de situaciones, no estoy acostumbrado. Triste por mis compañeros, por haber dejado al equipo con 10 jugadores cuando estábamos bien. No hay mucho justificativo”.

“La nota la acepté más que nada porque uno repudia cuando ve un hecho violento y en este caso, al verse uno envuelto no está bien… Hay que saber cuándo te equivocás, pedir disculpas y nada más”, agregó el Potro.

Sobre la jugada, el futbolista explicó que “fue un forcejeo intenso, diría normal entre dos jugadores; nos tiramos unos manotazos de más y parecía quedar ahí, después al recibir el cabezazo más que nada reaccioné por impulso”. Y manifestó: “No había nada personal, fue algo del juego”.

Fuente-rosarionuestro

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí